Magazine

Hablamos con Juanjo M. Fuentes

El festival Moments, las jornadas SALVIA o Staf Magazine son algunos de los proyectos en los que el gestor y agitador cultural malagueño ha puesto su sello

Lleva más de dos décadas creando cultura. El festival Moments, la revista Staf Magazine o las jornadas de música SALVIA —que este año celebran su segunda edición— son algunos de los proyectos culturales que llevan el sello de este creador y agitador cultural malagueño. El sector editorial con ALIX STUDIO, comisariado de exposiciones, edición de discos, trabajos audiovisuales, fotografía, diseño… Hablamos de proyectos y cultura con Juanjo M. Fuentes.

Acabáis de arrancar ‘En casa Moments’. ¿Cómo afrontáis el reto de organizar esta primera edición online de Moments Festival?

Con muchísima ilusión. Llevamos 8 años de Moments en formato físico, en formato real, pero EN CASA MOMENTS son las primeras actividades que hacemos online, con artistas, creativos e investigadores de Málaga y de otras ciudades de España y también de diferentes países como Inglaterra, Estados Unidos, Perú, Brasil…. Nos ha dado mucha ilusión preparar todo, aprender a trabajar nuevos formatos y contenidos, y nos ha dado mucha energía poder compartir y aprender con un equipo de artistas y trabajadores de la cultura que están igual de ilusionados que nosotros en dar a conocer sus proyectos y contar historias de manera online. El Moments físico es increíble, obviamente es lo que le da sentido a todo el festival, el poder compartir, ver, tocar y vivir mano a mano con tantísimos artistas que nos visitan, pero mostrar y crear un contenido de esta nueva forma nos ha dado mucha vidilla también, descubrir un mundo nuevo en cierta manera.

El cartel es obra de Blumoo, que además participa en la edición impartiendo un taller sobre posters tipográficos. ¿Qué otros platos fuertes ha preparado ‘En casa Moments’? 

Sin desmerecer nada del contenido de toda la programación de En Casa Moments, con algunos talleres y proyección de documentales internacionales súper interesantes, creemos que encuentros como los de Rogelio López Cuenca con Jorge Dragón, los de Pat Graham con Ian Mackaye desde Washington, o el encuentro con el mítico director de Surf Albert Fanzon desde Australia, son algunos de los platos más fuertes de esta primera edición de En Casa Moments.


Cartel de En casa Moments, obra de Blumoo

Como gestor y agitador cultural, ¿cómo has vivido este año?

Por un lado triste por todo lo negativo que estamos viviendo en el sector cultural, de las pocas ayudas que han salido, de descubrir como la cultura es lo último. La cultura es un sector enorme, un árbol gigante con cientos de ramas y raíces, y es mentira de que estén ayudando a todo el árbol, solo ayudan a unos pocos. Pero no solo en el sector cultural, si no en la mayoría de sectores y en otros aspectos de la sociedad. Ver a amigos que han cerrado negocios o están a punto de cerrarlos, y que no reciben ayudas y están desamparados, pues nos da mucha tristeza. Pero por otro lado, por la parte laboral que nos toca a nosotros, nos sentimos un poco afortunados porque hemos podido realizar el festival Moments el pasado año y los otros proyectos que tenemos, e incluso arrancar con nuevos proyectos. Hemos podido adaptarnos a las adversidades que han ido llegando, y ha sido una lucha que nunca antes habíamos padecido, y aunque realizar el festival Moments el pasado otoño 2020 fue 10 veces más de trabajo que un Moments sin pandemia, con muchísimo menos dinero que otros años y muchísimo menos público (debido a los aforos y el covid), nos sentimos muy afortunados de haberlo podido llevar a cabo, viendo el panorama a nuestro alrededor de que ha desaparecido todo. Piensa que si por ejemplo en Málaga cada año tienes 500 actividades culturales, en 2020 se han hecho 20. El poder estar dentro de esas 20, pues contentos por poder trabajar, pero como te decía tristes por ver el panorama a nuestro alrededor. Ha sido un 2020 duro. Pero somos trabajadores y creativos, y nos gustaría animar a otras personas de la cultura a que intenten hacerlo. Sabemos que es difícil, y en algunos casos prácticamente imposible, pero creemos que hay que intentarlo, trabajar, ser creativos, reinventarse e intentar sacar los proyectos.

La cultura se ha visto afectada por numerosas restricciones. ¿Cómo crees que ha evolucionado el consumidor de cultura ante estos cambios?

Yo creo que ha evolucionado poco, si no que al igual que el resto de la sociedad, estamos la mayoría un poco a la espera de que todo mejore y volvamos a la normalidad. Todo el mundo tiene ganas, sobre todo lo primero, de que a sus mayores no les ocurra nada, de que sus padres, abuelos y tíos estén sanos y que pase esto lo más rápido posible, para que ellos puedan disfrutar de su jubilación como se merecen después de una vida trabajando a destajo y criando a sus hijos, sobrinos y nietos. Y luego, lo segundo, es que la gente tiene ganas  de que vuelvan los conciertos, las fiestas, las ferias… y en general todas las actividades que nos hacen compartir, encontrarnos, y ser lo que somos en esta ciudad y en este país, pero sabemos el problema de salud que existe, y no nos queda otra que aceptarlo y tener esperanza en que todo esto vaya a mejor. Y claro, obviamente la espera se hace mucho más amena por un lado con tantísimos contenidos de educación y ocio que tenemos con YouTube, Netflix, Instagram…  y por supuesto, libros, comics, et.

Staf Magazine es una de las revistas culturales de referencia en el sector. ¿Qué balance haces de estos más de 20 años de andadura?

El balance es muy bueno porque el hecho simplemente de poder hacer una revista desde el año 1997, empezando haciendo una tirada de 50 ejemplares a fotocopias y que 24 años después, el anuario en papel tenga una magnifica calidad y esté disponible en las librerías de todas las ciudades más destacadas de España durante tantísimos años seguidos (y algunos sitios de Portugal y Francia), y en web se lea en más de 70 países cada mes, y hacerla desde una ciudad como Málaga donde no hay mucho sector editorial y mucho menos sector editorial enfocado a la cultura contemporánea y a nivel internacional. Pero todo esto hace ver que hay un trabajo muy duro de muchas horas detrás para poder sacar adelante proyectos de este tipo. Es difícil pero no imposible.


Portada online de Staf por Ian Johnson.

Staf es un referente en el sector, pero digamos en un sector concreto que trata la temática de una cultura underground conectada a otras subculturas y artes como son el skateboard y el surf sobre todo. Es un sector muy concreto y pequeño, quizás por eso tampoco le damos tanto merito ser un referente en un sector tan pequeño, es decir, es fácil ser un referente en tu sector, cuando concretamente tu sector apenas existe jajajaja. Con Staf, al igual que moments y todos los proyectos que creamos, nuestra filosofía siempre es intentar (a veces lo conseguimos y otras no) crear nuevos caminos y crear nuevas maneras de hacer y mostrar la cultura. Puede ser más o menos interesante o tener más o menos publico/lectores, pero lo que hacemos, a nosotros nos apasiona y esos contenidos que trabajamos y como los trabajamos, son únicos.

Y ahora, te pedimos que nos guíes por la cultura independiente malagueña. ¿Cuál sería tu hoja de ruta para descubrirla?

Si esta pregunta me la haces en 1995, te hubiera respondido con “sota, caballo y rey”, porque en 1997 éramos 10 haciendo cosas en esta ciudad. Pero hoy día hacer una ruta por la cultura independiente y no dejarse gente fuera que hace cosas súper interesantes es prácticamente imposible, porque Málaga y provincia son enormes y hay gente de todas partes de la ciudad y del mundo haciendo cosas aquí. Pero bueno, vamos a intentarlo y pido disculpas porque me voy a dejar gente sin mencionar seguro… Me resulta fascinante ver a muchos colectivos, artistas y empresas del sector privado cultural trabajando duro cada día en sacar sus proyectos que ellos crean adelante de manera independiente.

Algunos de mis imprescindibles son ellos porque programan cosas muy interesantes y marcan la diferencia y aportan contenido nuevo y muy interesante a la ciudad: la asociación cultural del CSA LAS VEGAS, los gestores de la música alternativa en esta ciudad como son MUCHACALLE, CANELAPARTY, VELVET CLUB, JAMBOREE y también el equipazo del DRUNKORAMA, TRANSDISCIPLINA, POLIVALENTE o CAFÉ SILVESTRE. A nivel de edición de música, ALONE RECORDS es un referente a nivel mundial, edita y distribuye música de todo el mundo, y tienen su oficina en Fuente olletas. ¡Ahí es nada! Y el festival IRRECONCILIABLES que es de lo más interesante que tenemos en la ciudad. En fin… es que sé que me estoy dejando a tantísimos nombres, de locales que hay en la ciudad, de librerías, tiendas, cafeterías, galerías…: Kokoro, en portada, Candilejas, Matraca…. Bandas de música que hay un montón, de rock, electrónica, pop, rap, flamenco… o tantísimos ilustradores, fotógrafos, skaters, realizadores, pintores… que tenemos en Málaga. Es imposible dar una sola hoja de ruta.